<body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d15073566\x26blogName\x3dM%C3%ADrame,+que+te+estoy+hablando\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dBLACK\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://anuski.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des_ES\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://anuski.blogspot.com/\x26vt\x3d8191894020025144467', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script>

Si te quedas conmigo aquí,

verás que mi palabra viste de rojo carmesí...

jueves, abril 26, 2007

Where the city sleeps...

La noche no salió como esperaba. O sí. El caso es que he descubierto que no quiero ser lesbiana (sólo con mi niña).
He tenido un par de conversaciones interesantes con alguno y he visto al Loko (saluda a la cámara, que sales en Internet) vestido de guapo.
Yo que quería irme pronto a casa, y al final las 3 de la mañana, si es que no puede ser.
Salgo a la calle y voy a buscar la parada del búho del otro día. Esta no es, esta tampoco… me voy a recorrer todo Doctor Esquerdo con el cuento.
Para un Taxi a mi lado.
- ¿Estás perdida?
- No, gracias.
Me cruzo con dos personajillos. El taxi parado. Al final se ofreció a llevarme a algún sitio sin cobrarme. Me iba a dejar en la parada del búho cerca de Vallecas, porque hay un hotelillo al lado para por si acaso me pasa algo esperando. Guay.
Es un ángel venido del cielo porque me dejó en la parada justo antes de que pasara el bus. Eternamente agradecida le estoy, señor taxista.
De ahí a Cibeles, que en otros cinco minutillos llegaba el que me llevaba a Príncipe Pío. Con la tontería las 4.
Espero que el 501 pase a las 4:30, porque son y 10 justitas. Miro el horario… no puede ser… a las 5!! Es inhumano.
Pasa el tiempo y estamos solas en la parada una chica y yo. Al rato viene un chico sacado de Alatriste, con su perillita y todo. Saca un libro, lo abre y… lo huele… ¿estará hecho de hojas de maría? ¿o de esas perfumadas que coleccionábamos de pequeñas?
Las 4:30, las 4:40… el libro interesante tenía que ser, porque no creo que se dejase los ojos por leer un libro asqueroso bajo una farola en plena noche.
Rezo. Pido al dios DeBlasyCía que nos bendiga con uno de sus hijos verdes, puros, castos (y con calefacción). Aparece uno. Se queda parado a unos 20 metros de lo que viene a ser la parada. Señor conductor de autobús. Usted descansa 15 minutos cada vez que termina un trayecto de media hora, eso sin bajar de su autobús y sin probar el frío de la calle, pero hay gente que lleva una hora esperando en la parada al borde de la hipotermia porque, claro, como iba a volver pronto a casa no ha cogido abrigo. Por favor, un poquito de caridad humana y ponga el autobús a disposición de esas estalagmitas que hay en su parada esperándole.
Encima el tío, coge y se va a hablar con su compañero. Humanos y hombres tenían que ser.
Por fin, tres minutos antes de las 5 se digna a venir y dejarnos pasar, yo no entro en calor ni de coña, pero por lo menos puedo leer mi libro, que POR FIN he conseguido.

Etiquetas:


lunes, abril 16, 2007

Aunque tú no lo sepas

Qué blanco resulta el fondo de mi pantalla cuando no tengo inspiración…
¿Qué decir cuando ni siquiera sabes si tienes algo que decir?
Menos mal que está mi ángel de la guarda esperándome en un rincón del mundo.
Ese rincón donde te olvidas del mundo, donde da igual ver una mala película que otra, comer huevos fritos o cena de lujo, donde da realmente igual que fuera esté lloviendo, que haga frío o haga sol, porque para eso están las mantas mágicas, la buena compañía y el lamernos las heridas el uno al otro.
Te echo de menos y tengo ganas de verte. He dejado pasar más de un año, pero no voy a dejar escapar esta oportunidad.


Aunque tú no lo sepas
nos decíamos tanto,
con las manos tan llenas,
cada día más flacos.
Inventamos mareas,
tripulábamos barcos
y encendía con besos
el mar de tus labios.

Aunque tú no lo sepas. Enrique Urquijo.

Etiquetas:


jueves, abril 12, 2007

Encantada de conocerte.

Será que las palabras nunca expresan demasiado bien algunos sentimientos...


Yo sólo quise darte lo bueno que hay en mí. Sólo quise enseñarte que nunca es tarde para la ilusión, que la pasión aparece cuando menos te lo esperas y que el sentimiento implica darlo todo sin esperar nada. Nunca esperé nada a cambio.
Sólo quise darte mi amistad, aprender de ti, escuchar todo lo que tienes que contar, escuchar tus canciones y sentir tu mirada.
A cambio aprendí lo que son los amaneceres en rincones escondidos y que hacer el amor es un millón de veces mejor que practicar sexo.

En realidad, y sin querer ser egoísta, confieso que no fue totalmente desinteresado, a cambio recibía algo tan valioso como fue el conocerte.


Te busqué debajo del colchón
y en el polvo de la habitación.
Te busqué con un ordenador
y con la antena del televisor.

Te busqué por toda la ciudad
y en el pozo de la soledad.
Te busqué en los ojos del dolor
y en los ojos de la diversión.

Te busqué en el corazón
y alli estabas tú en un rincón.
Te busqué en el corazón
y en silencio oí tu voz.

Te busqué en el oro y el placer
y en el cuerpo de alguna mujer.
Te busqué en las drogas y el alcohol
y en los vicios y en la corrupción.
Te busqué en los templos de oración
y en los libros que hablan del amor.
Te busqué por toda la ciudad
y en el pozo de la soledad.

Te busqué, Mecano.

Etiquetas:


lunes, abril 02, 2007

È un mondo difficile...

¿Por qué voy a creer yo en el amor
si no me entiende, no me comprende tal como yo soy?
¿Por qué voy a creer yo en el amor
si me traiciona y me abandona cuando mejor estoy?
No sabemos muy bien, entre tu y yo
y aunque parezca no tienes la culpa la culpa es del amor.

No puedo convencer a mi corazón
si yo no dudo y estoy seguro que el tiene razón.
No voy a asesinar esa sensacion,
si yo la quiero yo la deseo aunque me dé dolor.
Yo no quiero sufrir pero aquí estoy,
y estoy sufriendo y no me arrepiento me cago en el amor.

¿Por qué voy a creer yo en el amor
si no me entiende, no me comprende tal como soy yo?
¿Por qué voy a creer yo en el amor
si me traiciona y me abandona cuando mejor estoy?
No sabemos muy bien, entre tu y yo
y aunque parezca no tienes la culpa la culpa es del amor.
Yo no quiero sufrir pero aquí estoy
y estoy sufriendo y no me arrepiento, me cago en el amor.

Expléndido, Tonino Carotone.

Etiquetas:


domingo, abril 01, 2007

Me encanta Pereza

Qué complicado es todo cuando giras 180º. Creo que nunca me había sentido así. O tal vez sí, pero no me gusta. Sé que pase lo que pase, va a acabar mal. Lo sé, estoy segura. Y me duele saberlo.
Pero… ¿sería bueno evitarlo? ¿es bueno arriesgarse? ¿Y si sale bien? ¿Y si no siento?
Odio las mariposas.
No puede salir bien.
Evo, necesito una cerveza.


Soy como tú estás, soy como te sientas,
soy Satanás, soy la Cenicienta.
Soy una bala, soy un tirano,
soy malo malo

Soy un aprensivo, me sigue la enfermedad,
soy un tío vivo, soy un tipo de verdad.
Soy caro cuando hay vicio,
soy igual desde el principio
y hasta el final
es lo que tengo, es lo que hay,
tengo una paja mental,
que ya no sé de qué va.

Un día quiero dejar el mundo entero por ti,
la misma noche me aburro y no eres para mí,
como quisiera tenerlo tan claro como lo tienes tú.
Un día quiero dejar el mundo entero por ti,
la misma noche me aburro y no eres para mí,
como quisiera tenerlo tan claro como lo tienes tú.

Soy el capitán de mis cosas, vivo
siempre a tu lado sin estar contigo.
Es una deuda que nunca pago,
soy vago vago.

Soy un torbellino, nada me puede parar,
soy un fugitivo, todos me quieren cazar,
soy fácil y lo admito,
soy igual, pero distinto
y hasta el final
es lo que tengo, es lo que hay,
tengo una paja mental,
que ya no se de qué va.

Un día quiero dejar el mundo entero por ti,
la misma noche me aburro y no eres para mí,
como quisiera tenerlo tan claro como lo tienes tú.
Un día quiero dejar el mundo entero por ti,
la misma noche me aburro y no eres para mí,
como quisiera tenerlo tan claro como lo tienes tú.

Etiquetas:



Creative Commons License


Gracias a Blogger

Template sacado de Blogger Templates
courses: .fr.tw.cn.ru